Drop files to upload.
Faithlife Corporation

Adicción

Also called: Adicción a las drogas, Alcoholismo, Obsesión
Estar esclavizado a un hábito, práctica o sustancia de tal manera que la abstinencia produce un trauma.

Top Bible Verses about Adicción

John 8:34–36

Juan 8.34

Jesús les respondió: De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado. Read Juan 8.34

Filipenses 3.18–19

Porque por ahí andan muchos, de los cuales os dije muchas veces, y aun ahora lo digo llorando, que son enemigos de la cruz de Cristo; el fin de los cuales será perdición, cuyo dios es el vientre, y cuya gloria es su vergüenza; que sólo piensan en lo terrenal. Read Filipenses 3.18–19

1 Timoteo 3.8

Los diáconos asimismo deben ser honestos, sin doblez, no dados a mucho vino, no codiciosos de ganancias deshonestas; Read 1 Timoteo 3.8
Titus 3:3

Tito 3.3

Porque nosotros también éramos en otro tiempo insensatos, rebeldes, extraviados, esclavos de concupiscencias y deleites diversos, viviendo en malicia y envidia, aborrecibles, y aborreciéndonos unos a otros. Read Tito 3.3

2 Pedro 2.19

Les prometen libertad, y son ellos mismos esclavos de corrupción. Porque el que es vencido por alguno es hecho esclavo del que lo venció. Read 2 Pedro 2.19

Famous Christian Quotes About Adicción, Adicción a las drogas, Alcoholismo, Obsesión

Los pecados habituales son difíciles de erradicar

Si sembramos una planta o un arbusto y lo regamos todos los días, crecerá con tanta fuerza, que para arrancarlo, necesitaremos una pala y una horquilla. Esto mismo ocurre con cualquier falta que cometemos diariamente, por pequeña que sea, a no ser que la enmendemos, aunque es fácil de desarraigar cuando sólo ha durado un día o incluso hasta diez días. Tenemos que pedirle a nuestro Señor que nos conceda esta enmienda, porque por nosotros mismos, es poco lo que podemos hacer, como no sea añadir a nuestros pecados en lugar de renunciar a ellos.

Teresa de Ávila

Corta inmediatamente todas las ataduras

Por más pequeño que sea aquello a lo que estás atado, no te confíes mucho en poder cortarlo en cualquier momento, y córtalo inmediatamente, porque si no tienes el coraje para destruirlo cuando apenas comienza, ¿cómo puedes presumir que tendrás éxito cuando el asunto haya echado raíz y crecido?

Juan de la Cruz

La progresión del pecado

Primero practicamos el pecado, luego lo defendemos, después nos jactamos de él. El pecado es primero nuestra carga, luego nuestra costumbre, después nuestra delicia y entonces nuestro gobernante.

Thomas Manton
RELATED MEDIA
See the rest →
Get this media plus thousands more when you start a free trial.
Get started for FREE
RELATED SERMONS
See the rest →

More Sermon Ideas

See all sermon themes →