Drop files to upload.
Faithlife
Faithlife

Vive sin deudas

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 9 views
Notes & Transcripts
La deuda pública de Estados Unidos ha superado los 18 billones de dólares
Cada ciudadano ‘debería’ 56.714 dólares.
Habitantes 321,4 millones (2015)
Publicado: 15 abr 2015 22:35 GMT | Última actualización: 1 jun 2015 11:21 GMT
Periodico RT
Por Byron Dardón Garzaro prensa libre
23 de Octubre de 2016 a las 17:46h
Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), al 31 de diciembre del 2016,
ADVERTISEMENT
la población sumaba 16.1 millones de personas,
deuda por cabeza de Q7 mil 339.45 equivalente a US$978.65, 
2017 Cada cabeza debe 8,612
Deuda interna y Externa
Deuda Total: 123,549.28 millones
la deuda es a por lo menos 17 bancos internacionales
Y usted le debe a alguien?
A quien o a quienes les debe?
Sabe cuanto debe?
INTRODUCCION:
Nacio en un hogar donde todo se adquiría a través del crédito. 
Cada semana llegaba alguien a la puerta de su casa cobrando algo. 
Es una situación angustiosa el escuchar:  No tengo hoy para pagar y luego de esto, escuchar amenazas por parte de los acreedores.
Cada fin de mes no tiene la satisfacción al recibir su sueldo pues hay que pagar cuentas
Ho viene de un hogar donde no se le debía a nadie. 
Donde todo se compra a contado.
Por supuesto esto generó entre nosotros conflictos que nos quitaban la paz.
Tenemos la mente de Cristo y podemos ser sabios en la administración de nuestras posesiones, y poder decir NO a aquellas compras impulsivas,
preguntarnos si lo que deseamos es necesario, si puedo vivir sin ello, 
y no caer en la trampa del consumismo, haciendo mal uso de las tarjetas de crédito.
La Biblia dice: Del Señor es la tierra y Su plenitud, el mundo y los que en él habitan, entonces nada es nuestro y no tenemos que ser esclavos de las deudas queriendo adquirir cosas y más cosas. 
Recordemos que vinimos a este mundo sin nada y volveremos a la tierra de donde fuimos sacados, sin nada.
Dios  ha prometido suplir todas nuestras necesidades conforme a Sus riquezas en gloria en Cristo Jesús.
Por lo tanto rompamos con esa esclavitud de las deudas y vivamos una vida de paz y tranquilidad sin deberle a nadie nada.
Romanos 13.8 RVR60
No debáis a nadie nada, sino el amaros unos a otros; porque el que ama al prójimo, ha cumplido la ley.
ROMPIENDO CON LA ESCLAVITUD DE LAS DEUDAS.
 Principios biblicos :
1. RECONOCER QUE TODO ES Y VIENE DE DIOS
 ¡Tuyos son, Señor, la grandeza, el poder, la gloria, el dominio y la majestad! Porque todo lo que hay en el cielo y en la tierra es tuyo. Tuyo es también el reino, pues tú, Señor, eres superior a todos. DHH
2. HACER BIEN EL TRABAJO
El que hace bien su trabajo, estará al servicio de reyes y no de gente insignificante. DHH
La pereza hace dormir profundamente, el perezoso pasará hambre. DHH
3. HACER UN PRESUPUESTO
Si alguno de vosotros quiere construir una torre, ¿acaso no se sentará primero a calcular los gastos y ver si tiene dinero para terminarla? No sea que, una vez puestos los cimientos, si no puede terminarla, todos los que lo vean comiencen a burlarse de él, diciendo: ‘Este hombre empezó a construir, pero no pudo terminar’.
DHH
Fotografía cortesia de Roberto Pla. https://flic.kr/p/62VSSA
4. NO ENDEUDARSE, NI SER AVAL O FIADOR
Los ricos son los amos de los pobres; los deudores son esclavos de sus acreedores. (NVIC)
Proverbios 22.7 RVR60
El rico se enseñorea de los pobres, Y el que toma prestado es siervo del que presta.
Proverbios 22
Proverbios 6.1 RVR60
Hijo mío, si salieres fiador por tu amigo, Si has empeñado tu palabra a un extraño,
.
Hijo mío, si das fianza por tu amigo o te haces responsable de un extraño, 2 tú solo te pones la trampa: quedas atrapado en tus propias palabras. 3 Para librarte, hijo mío, pues estás en las manos de otro, haz lo siguiente: trágate el orgullo y cóbrale a tu amigo. Pro. 6.1 al 3
4 No te duermas, no te des ni un momento de descanso; 5 huye, como un venado del cazador; huye, como un ave de la trampa. DHH
Proverbios 22.27 RVR60
Si no tuvieres para pagar, ¿Por qué han de quitar tu cama de debajo de ti?
5. AHORRAR E INVERTIR
Mira la hormiga, perezoso; fíjate en lo que hace y aprende la lección: aunque no tiene quien mande sobre ella ni quien le diga lo que debe hacer, asegura su comida en el verano, la almacena durante la cosecha. DHH
6. SER GENEROSO Y SEMBRAR
Dad a otros y Dios os dará a vosotros: Llenará vuestra bolsa con una medida buena, apretada, sacudida y repleta. Dios os medirá con la misma medida con que vosotros midáis a los demás. DHH
7. DAR A DIOS LO QUE LE PERTENECE: DIEZMOS, OFRENDAS Y PRIMICIAS
Traed vuestro diezmo al tesoro del templo y así habrá alimentos en mi casa. Ponedme en eso a prueba, a ver si no os abro las ventanas del cielo para vaciar sobre vosotros la más rica bendición. DHH
“Cada año, sin falta, apartaréis la décima parte de todo el grano que cosechéis. De esa décima parte de trigo, de vino y de aceite, y de las primeras crías de vuestras vacas y ovejas, comeréis delante del Señor vuestro Dios en el lugar que él escoja como residencia de nombre, para que aprendáis a reverenciar siempre al Señor” DHH
8. NO AFANARSE (ANGUSTIARME) POR EL DINERO, SINO CONFIAR EN EL SEÑOR Y DESCANSAR EN SU CUIDADO Y PROVISION.
25 Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido?
26 Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?
27 ¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo?
28 Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan;
29 pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos.
30 Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe?
31 No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos?
32 Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas.
33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.
34 Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal. Mateo 6:25,34
 9.  MANTENERSE LIBRE DE TODO PECADO FINANCIERO:
AVARICIA (afán desordenado de poseer y adquirir riquezas para atesorarlas):
 Y les dijo: Mirad, y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee. RVR1960
Sean vuestras costumbres sin avaricia, contentos con lo que tenéis ahora; porque él dijo: No te desampararé, ni te dejaré;  de manera que podemos decir confiadamente: El Señor es mi ayudador; no temeré lo que me pueda hacer el hombre. :5RVR1960
 CODICIA (afán excesivo de riquezas).
Hay quien todo el día codicia; Pero el justo da, y no detiene su mano. RVR1960 .  
Estos son los que fueron sembrados entre espinos: los que oyen la palabra, pero los afanes de este siglo, y el engaño de las riquezas, y las codicias de otras cosas, entran y ahogan la palabra, y se hace infructuosa. RVR1960
 ENVIDIA (dolor o desdicha por no tener lo que tiene el otro)
El corazón apacible es vida de la carne; Mas la envidia es carcoma de los huesos. RVR1960
¿Te gustaría aplicar estos principios financieros en tu vida?,
empieza ahora mismo con el primero,
ora reconociendo ante Dios que todo lo que tienes le pertenece a Él,
todas tus fuentes de ingresos, tu familia, tus objetos, tus logros, todo es de él.
Tomar la decisión de ser libre de esa esclavitud y buscar la ayuda. 
Acude a Dios quien.
El mismo nos dice:  Clama a mí y yo te responderé, y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tu no conoces. .
Jesús dijo:  Conoceréis la verdad y la verdad os hará libres.  .
Decide cancelar todas tus deudas, empieza con la mas pequeña
Aunque sea poco a poco y en la medida en que das ese paso, podrás ver el milagro de Dios llevándote a la  solvencia económica.
No compres nada que realmente no necesites, y si es algo que es necesario,  no lo adquieras a crédito, comienza a ahorrar y cuando tengas el dinero, lánzate en esa adquisición.
Comienza a practicar la disciplina del ahorro.
Da al  pobre lo que puedas.
Vive tu vida en paz y tranquilidad.
Dios te bendiga y te ayude a salir de la esclavitud de las deudas.
RELATED MEDIA
See the rest →
RELATED SERMONS
See the rest →