Faithlife
Faithlife

Notas Para Debate completo

Sermon  •  Submitted
0 ratings
· 28 views
Notes & Transcripts

1 NOTAS PARA DEBATE

SOBRE

“SÓLO JESÚS”

Parte I. -- “Hay solamente una persona en la deidad”

    a) Argumentos afirmativos y las refutaciones de éstos, pág. 1-10

    b) Argumentos negativos, pág. 10-13

Conclusión e información adicional, pág. 13-16

 

Parte II. -- “El bautismo es solamente en el nombre del Señor Jesús”

    a) Argumentos afirmativos y las refutaciones de éstos, pág. 16-19

    b) Argumentos negativos, pág. 19,20

        Sermón: “En el nombre,” pág. 20-24

* * *

Compiladas y arregladas por

Bill H. Reeves

Harlingen, Tx

cir. 1956

(la edición actual, Dickson, TN, diciembre de 2006) 2

EXPLICACIÓN

Estas notas fueron preparadas e impresas originalmente cerca de 1956 mientras el autor vivía y predicaba en Harlingen, Texas. La obra fue hecha a mimeógrafo. El número de copias impresas fue muy limitado y pronto la obra se agotó. Desde entonces no ha habido otra im-presión de ella. Hace muchos años, pues, que esta obra no está en circulación.

Ahora presento la obra de nuevo, ya revisada, corregida y con mucho material adicional. La obra original fue hecha con la versión antigua de Valera (1909), antes de salir la versión de 1961, y por eso el lector verá diferencia de texto.

Hay varias iglesias pentecostales que son unitarias; es decir, creen que hay una sola persona en la Deidad. (A veces se refieren a sí mismas como “iglesias apostólicas”). Según esta creencia, Jesús es el Padre, es el Hijo, y es el Espíritu Santo. Niegan, pues, la trinidad; o sea, el estado de tres en uno. Tal vez la más grande de estas iglesias actualmente es la Iglesia Pentecostal Unida. Comúnmente se hace referencia a este grupo religioso como los “Sólo Jesús.” Esta iglesia es el resultado de apartarse varios individuos y grupos de la Iglesia Asambleas de Dios (que es trinitaria).

Hay otras iglesias unitarias, como por ejemplo Los Testigos de Jehová. Todo modernista es unitario; él sólo reconoce una persona en Dios, pues para él Jesús de Nazaret era sola-mente hombre, y no Dios venido en carne. Pero la Iglesia Pentecostal Unida es distinta en que afirma que Jesús es el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo.

Los Sólo Jesús afirman la doctrina modalista, o del modalismo. Esta palabra se refiere al modo en que Dios se ha manifestado, el modo de ser. Afirman que Dios, que es uno, se manifestó de diferentes maneras. Jesús, afirman ellos, es Dios manifestado como el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo. Es interesante notar que al enfatizar ellos que la palabra “trinidad” no aparece en las Escrituras, ignoran que ellos emplean una variedad de expresiones que palabra por palabra no aparecen en la Biblia. La cuestión no tiene que ver con que aparezca o no cierta palabra, sino con qué la palabra utilizada signifique o represente. Todos tenemos que admitir que la misma palabra “Biblia” no aparece en las Escrituras como el nombre del conjunto de los sesenta y seis libros inspirados. ¿Por eso no es legítimo usarla? (Más sobre el modalismo a final de la Parte I.)

La argumentación falaz del Sólo Jesús es semejante a la del clero católico romano. El ro-mano dice que Jesús es Dios, María es la madre de Jesús, por lo tanto ¡María es la madre de Dios! El Sólo Jesús dice que Dios es uno, Jesús es Dios, por lo tanto ¡Sólo Jesús es Dios! Sí, María es la madre del cuerpo que habitó el Cristo en la tierra, y Jesús es Dios. Pero María no es la madre de Dios (Elohim, que es espíritu y es eterno). Jesús es Dios, pero no es toda la Deidad, sino un miembro de tres que constituyen la Deidad.

PARTE I. -- "HAY NO MÁS UNA PERSONA EN LA DEIDAD"

        a) ARGUMENTOS AFIRMATIVOS y refutaciones de éstos:

   1. Juan 10:30, "Yo y el Padre una cosa somos." Es decir, son la misma persona.

     

  Refutación:

      l) Cristo se refiere a la unidad de interés, y de designio, pero no de persona.

     2) Ilustración: Mateo 19:5. "Una carne" no quiere decir “una persona." Según el modo de razonar del

         oponente, todo matrimonio es una sola persona (una carne), y por eso cuando uno come, el otro ya

        no tiene hambre, etcétera. ¿Está casado el marido con sí mismo?

     3) Cristo y el Padre son uno, como lo deben ser los cristianos, Juan 17:20-21. ¿Son una y la misma

        persona todos los cristianos? Tampoco Cristo y el Padre son la misma persona. Pablo y Apolos eran

        “una misma cosa” (1 Cor. 3:5-8); ¿por eso Pablo a veces se llamaba Apolos? ¿Los dos ocupaban el

        mismo cuerpo? Esto es ridículo.

 

 2. Juan 14:8,9, “ .... el que me ha visto, ha visto al Padre ....” Este texto enseña claramente que Cristo y

      el Padre son la misma persona. Verle a Cristo es verle a Dios.

 

Refutación:

      l) Quiere decir que la unidad de naturaleza y de carácter es tan perfecta que conocerle a Cristo es

         conocerle a Dios.

         Ejemplos: El que conoce al Pres. Cortínez conoce al mexicano.

         El que conoce la iglesia de Cristo en Reynosa, conoce la iglesia de Cristo en McAllen.

     2) Dios es espíritu, (Juan 4:24) y no le ha visto nadie (Juan 1:18). No se muestran espíritus

          físicamente (cosa que en realidad pidió Felipe). Cristo mostró el espíritu de Dios en su vida aquí en

         la tierra y el que miraba (conocía) a Cristo, conocía a Dios.

         Ejemplo: Si digo al oponente: "Vemos su cuerpo; muéstrenos su espíritu,” él nos dirá que su espíritu

         no se ve pero si se muestra en su vida. El Padre se mostraba en la vida de Cristo y así podría

         Felipe conocerle al Padre.

3. 2 Cor. 5:19, “ ... Dios estaba en Cristo ... “por eso son la misma persona.”

 

Refutación:

    1) Con la misma lógica que emplea el oponente en este texto, podemos probar que somos nosotros

        Dios porque "estamos en él y él en nosotros,". 1 Jn 4:13.

    2) Si nosotros y Dios no somos la misma persona, tampoco la son el Padre y Cristo, aunque Dios

        estaba en él.

4.  Isaías 43:10-11 más Mat. 1:21. Dios es el Salvador; no hay otro. Cristo es el Salvador. Por lo tanto,

    son la misma persona.

Refutación:

     l) No hay quien afirme que antes de Jehová había otros Jehovás, ni antes del Padre otro Padre. Este

        pasaje hace contraste entre Jehová y los ídolos. Léanse los siguientes versículos del pasaje. Véase

        Isaias 44:8-11. (Más sobre “Jehová” al final de estas Notas)

    2) Mat.1:23 enseña que Jesús era Dios, pero no Dios el Padre, sino Dios el Hijo. Hay Dios el Padre,

        Dios el Hijo, y Dios el Espíritu Santo, pero son un Dios. Hay tres personalidades. "Dios" (Elohim, en

        hebreo, es de número plural. Véase Gén. 1:26).

    3) Los dos son llamados "Salvador" porque son uno en propósito (Juan 17:21; 10:30).

5.   Isaías 44:6 más Apoc. 2:8; 22:13. Dios es el primero y el postrero; Jesús también lo es. Por lo tanto,   son la misma persona.

Refutación:

     1) Véase la refutación del argumento #4 arriba.

     2) En el versículo 9 se hace referencia a la idolatría. El pasaje enseña que hay un solo Dios (Deidad),

         y que los ídolos no son nada sino vanidad. El pasaje no enseña que Dios el Padre es Cristo.

     3) Los dos tienen los mismos atributos.

6.  Génesis 17:1 más Apoc. 1:8. Dios es llamado el Todopoderoso; lo es llamado también Jesús,

     Por  eso son la misma persona.

Refutación:

     l) El atributo de ser todopoderoso pertenece a Dios el Padre como también a Dios el Hijo, porque

     pertenece a Jehová Dios. El término “atributos” no significa identidad de persona.

     2) Apoc.1:1, “La revelación de Jesucristo, que Dios le dio.” Son dos personas distintas.

7. Eclesiastés 4:8 (versión inglesa), "Hay uno que está solo." Dios es no más uno.

Refutación:

     l) ¡No hay referencia alguna en este pasaje a Dios! El texto se refiere a un soltero.

    2) El argumento arriba no se puede hacer en español porque la versión española dice, "Está

        un hombre solo.”

    3) Así vemos como los falsos maestros juegan con palabras en lugar de explicar los textos

        correctamente.

 8. -1 Tim. 3:16, "Dios ha sido manifestado en la carne." Dios vino a morar en un cuerpo (Jesús). Así que

     Dios y Jesús son una misma persona. "El Dios único y verdadero se manifestaba en diversas maneras

     en el Antiguo Testamento y como el Hijo mientras andaba entre los hombres,” -- Artículos de Fe, de la

     Iglesia Apostólica De La Fe En Cristo Jesús.

Refutación:

     l) 1 Tim. 3:16. La Versión Moderna, dice: "Aquel que fue manifestado en la carne." El texto no dice

        DIOS, sino "Aquel." No hay evidencia antigua y suficiente para aprobar la inserción de la palabra

         “Dios” en lugar de “Aquel.” El pasaje se refiere a Cristo, es cierto, como las cinco declaraciones lo

        hacen evidente, y Cristo es Dios, pero el pasaje dice que Aquel fue manifestado en carne. Cristo,

        que es Dios (una persona de la Deidad), se hizo carne (Juan 1:14).

    2) El oponente usa mal la palabra "manifestación,” “manifestar.” El supone que manifestación e

        identidad son la misma cosa. Sobre el verbo griego, “manifestar,” considérense Juan1:5

        (resplandece); Heb. 9:26 (se presentó);. 1 Ped. 1:20 (manifestado);. 1 Juan 3:5,8 (apareció).

     3) Juan 1:31, Juan manifestó a Cristo a Israel. ¿Por eso eran Juan y Jesús la misma persona?.

        2 Cor. 2:14; 4:10; Col. 4:4, Pablo manifestó a Cristo. ¿Por eso eran Pablo y Cristo la misma

        persona?

     4) Si el Hijo en la tierra era la totalidad de la Deidad (Dios), mientras estaba en la tierra ¿el cielo no

        contaba con Dios? ¿El cielo estaba vacante con referencia a Dios?

  9. Juan 4:24 más Juan 14:6. Hay que adorarle a Dios en espíritu y en verdad, y dice Jesús que es la

      verdad. Por lo tanto, Jesús es Dios. No son dos. 3

 Refutación:

      l) Estos dos textos no tienen la menor referencia a la cuestión de identidad.

10. 1 Tim. 2:5, “Porque hay un Dios, asimismo un mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo

      hombre." Esto quiere decir que entre Dios y el hombre es el hombre Jesucristo, o sea el sacrificio de

      su cuerpo en la cruz. Jesús es Dios y el hombre Jesucristo quiere decir el cuerpo sacrificado.

Refutación:

       1) El Señor Jesucristo vive (Heb. 7:25) para interceder entre Dios y los hombres. Su muerte en la

           cruz (sacrificio) no vive (continúa) (Heb.9:26). La frase “Jesucristo hombre” significa que

           Jesucristo representa en su sacrificio en la cruz a la humanidad total, pues Dios quiere que todos

           los hombres se salven. No dice, “Jesucristo, un hombre,” sino “hombre;” es decir, en naturaleza

          (se hizo) hombre, igual que todos los hombres por los cuales debemos orar (versículo 1).

11.  Hechos 20:28, "la iglesia de Dios, la cual él adquirió para sí con su misma sangre" (Versión

      Moderna). Así vemos que Dios es Jesús porque él derramó su sangre.

Refutación:

       l) Seguro que Jesús es Dios, pero no es Dios el Padre. Dios el Padre no derramó su sangre porque

          es espíritu (Juan 4:24), y el espíritu no tiene carne y hueso (Luc. 24:39). Sin carne y hueso no hay

         sangre. Las Escrituras no dicen que Dios (el Padre) ni el Espíritu Santo derramaran su sangre.

      2) La Versión de Valera dice "la iglesia del Señor." El Señor es Jesucristo (Hec. 2:36). Pero si “Dios”

          en Hech. 20:28 se refiere a Jesucristo, bien, pues es Dios (el Hijo). La iglesia es de Dios (el Padre)

         como también de Dios (el Hijo) (Mat. 16:16,18), porque las dos personas en la Deidad tienen

         posesión mutua (Juan 16:15).

 12. Tito 2:l3, "la manifestación gloriosa del gran Dios y Salvador nuestro Jesucristo." Jesucristo es

       nuestro Dios.

Refutación:

       l) El texto se refiere a Jesucristo, quien vendrá otra vez (Heb. 9:28).

      2) Jesucristo es Dios, pero no Dios el Padre. A Jehová Dios (Deidad) no le ha visto nadie (Juan1:18).

      3) Este texto declara la Deidad de Jesucristo, pero no dice nada de que haya una sola persona en la

          Deidad.

13. Deut. 6:4 más Hec. 2:36 más Juan 20:28. Dios es uno, no más. Es el Señor (una versión inglesa

      dice, "El Señor nuestro Dios es uno," Deut. 6:4). Jesús es el Señor. Tomás le declaró ser Señor y

      Dios. Por lo tanto, Jesús es Dios. Son una persona.

Refutación:

       l) Dice Deut. 6:4, "Jehová nuestro Dios; Jehová uno es." ¡Por supuesto! Hay no más un Jehová.

          Jehová es el nombre de la Deidad. Hay una sola Deidad (Rom. 1:20; Hech. 17:29; Col. 2:9).

      2) Hech. 2:36 y Juan 20:28 se refieren a Jesucristo, no a Dios el Padre.

 14. Col. 2:9 más Col 1:19 más -1 Tim. 6:16. Si hay más de una persona en la Deidad, ¿en cuáles otras

       habita la plenitud?

Refutación:

       1) Si Col. 2:9 prueba que Jesucristo es Dios el Padre, entonces con la misma lógica se puede probar

           que nosotros somos Dios, Juan 1:16 y Efes.3:19. Esta "plenitud" no significa identidad de

           personas. El oponente, con este argumento, "prueba" que somos nosotros Dios, y niega que

           Jesucristo sea el Hijo de Dios.

       2) 1 Tim. 6:16. Seguro que tiene Dios solamente inmortalidad. Dios no es mortal. Aquí “Dios” se

            refiere a la Deidad (Trinidad). Pero este texto no dice que Jesucristo es Dios el Padre. (En el

            Antiguo Testamento Jehová era el nombre de Dios (Elhoim, que es de forma plural).

 15. Col. 2:10. Si en el estamos completos, ¿que necesidad hay de tres personas en la Deidad?

Refutación:

         l) ¿Que tiene que ver esto con el número de personas en la Deidad? Fue el plan de Dios enviar a

            su Hijo (Juan 3:16) para rescatarnos y reconciliarnos (Tito 2:14:- 2 Cor. 5:17-21). Cuando uno

            obedece al evangelio de Cristo, es añadido al cuerpo de Cristo (su iglesia, Hec. 2:47

            (1 Cor.12:13), y en él el obediente está completo.

 16. Mateo 28:18. Jesucristo tiene toda autoridad. Por eso no hay autoridad para otras dos personas de

       una llamada Trinidad.

Refutación:

         l) Ese poder o autoridad le fue dado (Mat. 28:18; Dan. 7:14; Efes. 1:20-22). ¡Esto indica más de

            una sola persona!

 17. Col. 1:16. Por él fueron criadas todas las cosas. Dios creó todas las cosas. Por eso, Jesús es Dios.

Refutación:

       1) Claro que Jesús es Dios, pero no es Dios Padre, ni la Deidad completa. Es el Verbo, y el Verbo

           era en el principio con Dios (Juan 1:1). Dios creó todas las cosas por él (Juan 1:3; Heb. 1:2).

            El Padre originó; el Hijo creó; el Espíritu Santo organizó y dio leyes (Gén.1:1,2; Salmos 33:6-9).

 18. Col. 1:15, "El cual es la imagen del Dios invisible.” El Dios invisible se creó un cuerpo en que vivir; es

       Jesús.

Refutación:

        l) Dios es invisible (Ex. 33:19-23:- 1 Tim.6:16). Pero le vemos en Cristo (Juan 14:9;- 2 Cor. 4:6).

           No obstante “imagen” no quiere decir "identidad."

        2) El hombre mismo es llamado la imagen y gloria de Dios (1 Corintios 11:7).

        3) Otra vez vemos que este texto no trata de personas.

 19. Isaías 52:6 más Juan 8:24,58 más Éxodo 3:13,14 más Mar. 14:62. Dice Dios que es "Yo Soy."

        (Una versión inglesa dice en Isa. 52:6, "Yo soy" en lugar de “estaré presente") Dice también Jesús

       que "Yo soy." Por lo tanto, Jesús es Dios.

Refutación:

         l) La versión Septuaginta en Isa. 52:6 dice, “estaré presente,” no “Yo soy.”

        2) En el Antiguo Testamento Jehová, el nombre de Dios, Elohim (plural), dice, “Yo soy,” indicando su

           eternidad. Jesucristo también es eterno (“Yo soy”) porque es miembro de la Deidad (Dios,

           Elohim). Pero no es Dios el Padre, sino Dios el Hijo.

        3) El oponente argumenta sobre la base supuesta de que el término “Dios” no admite más de una

           persona. Pero el término es plural.

  20. Salmos 50:2,3. Dice que de Sión, o sea Jerusalén, saldría Dios. Jesús salió de allí. Por eso es Dios.

        Léanse también Gén.21:33; Apoc.1:8; Miqueas 5:2 notando los términos eterno y todo poderoso.

       Seguramente Jesús es Dios.

Refutación:

        1) Estos pasajes no tienen conexión contextual. El Oponente nada más cita pasajes con las

            palabras “venir” y “Dios” y los aplica a su manera arbitraria.

         2) Es cierto que ha venido Dios al envió a su Hijo, Juan 3:16; etcétera. Sí, Jesús es Dios

            (Juan 1:1), pero este texto no dice que Jesús es Dios el Padre. Ésta es la cuestión discutida.

  21. Zac. 14:9 más Isa. 9:6. Si hubiera tres personas en la Deidad, habría tres nombres. Pero hay no

        más uno. Jesús era padre, hijo y esposo, pero eso no es su nombre. Su nombre es uno: Jesucristo.

Refutación:

         l) El primer pasaje describe la unidad del pueblo de Dios. Seguro que Jehová es uno, pero Jehová

            es el nombre de Dios (Elohim, plural, Deidad).

       2) El segundo pasaje menciona cinco nombres aplicables a Jesucristo, no uno.

        3) Jesucristo no es la única expresión de nombre para el Cristo, el Hijo de Dios. Considérense Jesús

           (nombre propio), Mat. 1:21; Jesús de Nazaret, Hech. 2:22; Jesús nazareno, Mar. 16:6; Mat. 2:23.

  22. Juan 14:8,9 más Isa. 9:6. Felipe quiso ver al Padre. Jesús es el Padre. Son la misma persona.

Refutación:

         l) Juan14:8,9 no dice que son la misma persona. Este es el punto que el oponente supone en cada

            texto, y luego saca su propia conclusión.

        2) El cita Isa. 9:6. Pero, cuando él está a punto de bautizar a alguien, ¿díce él que "le bautizo en el

            nombre de Admirable?" “O en el nombre de Consejero?" “O en el nombre de Dios Fuerte?” “O en

            el nombre de Padre Eterno?" Por supuesto que no. Estos nombres no son nombres propios, sino

            nombres para sugerir ciertas características, cualidades, o atributos. Jesucristo era “Padre” y

           tenía Padre. Yo soy padre y tengo padre, pero yo y mi padre no somos la misma persona.

  23. Job 13:8-10. Dice el texto persona, no personas. Hay no más una persona en la Deidad.

Refutación:

         l) ¿Hay una versión que dice, “Aceptarás su persona?” La Valera 1960 no se expresa así.

        2) Hay no más un Dios, es cierto. Esto sabía Job y a esto se refirió. No obstante, la palabra Dios

            (Elohim) es "plural.” Hay tres personas en la Deidad (el estado de Dios).

 24. 1 Cor. 8:6, “No tenemos más de un Dios, el Padre."

Refutación:

        l) Es lo que afirmo yo: que hay no más un Dios el Padre.

       2) El oponente no quiere leer el resto del versículo: "y un Señor Jesucristo." Hay Dios el Padre, y hay

           Dios el Hijo, quien es el Señor Jesucristo. Este texto se refiere a dos personas distintas. (¿No se

          atribuye también al Padre el término “Señor,” Mat. 22:44?)

25. Marcos 12:29. Dios es uno. 

Refutación:

       l) Dice Deut. 6:4, "Jehová nuestro Dios; Jehová uno es." ¡Por supuesto! Hay no más un Jehová.

          Jehová es el nombre de la Deidad. Hay una sola Deidad (Rom. 1:20; Hech. 17:29; Col. 2:9).

  26. Marcos 12:32. Dios es uno.

Refutación:

        Véase la refutación del argumento # 25 arriba.

  27. Salmos  23:1 más Juan10:11. Una versión inglesa dice en Sal.23:1, "El Señor es mi pastor.” Jesús

        (el Señor) dice in Juan10:11 que él es el Buen Pastor. Por lo tanto, Jesús y Dios (el Señor) son uno.

Refutación:

        1) El oponente juega con palabras. No puede hacer uso de este argumento, usando la Versión

            Valera porque en ella Salmos 23:1 dice “Jehová,” no “Señor.”

        2) El texto hebreo dice YHWH (Jehová), no KURIOS (Señor).

         3) “Pastor” es característica de ambos Jehová y Jesús. ¿No son uno en propósito, Juan 17:20,21?

             El existir una cierta característica en dos personas no significa singularidad de persona. Dos

             personas pueden tener el mismo atributo o característica.

  28. Rom.1:19,20. Las cosas invisibles vistas por las visibles. Dios, invisible, era visto en el visible Jesús

        (Juan 14:9). Son una y la misma persona.

Refutación:

         l) El tema del pasaje Rom. 1:19-20 es el poder y la divinidad de Dios, y no la identidad de

            Jesucristo.

        2) En cuanto a Juan 14:9, Felipe deseaba ver a Dios con los ojos físicos, pero Dios es invisible

             porque es espíritu. Pero Jesús reveló la mente de Dios y por eso era la representación de él. Al

             ver la vida de él, uno veía al Padre. Pero no hay nada en este pasaje de ser una sola persona en

            lugar de dos.

  29. Juan 3:13. Declaró Jesús, aunque estaba allí en la tierra, que estaba en el cielo ¿Cómo pudo ser

        eso si no era el Dios de gloria que está en todas partes?

Refutación:

        l) Hay más de una persona en la Deidad porque dice Cristo en los versículos Juan 13:16,17

           que Dios le envió.

       2) La frase “que está en el cielo” no aparece en los manuscritos más antiguos. Pero a través del libro

           de Juan el apóstol testifica a la Deidad de Jesús. Siendo Dios es omnipresente, estando en el

           cielo como también en la tierra.

       3) Este versículo no ayuda nada a la proposición del oponente, porque sí Dios se manifestaba

           personalmente en Jesús, no pudo estar en el cielo al mismo tiempo. ¿Dónde en las Escrituras

           leemos de “manifestaciones” de persona de parte de Dios? ¡En ninguna parte!

.

  30. Mat. 3:16-17. Jesús mismo habló esas palabras de la voz de los cielos (Juan 3:13). Jesús es Dios

        porque dice este texto que “este es mi Hijo amado en el cual.." Dios estaba en Jesús. Son una sola

       persona.

Refutación:

       1) La voz dice que “Este es,” no “Yo soy.” Obviamente el pasaje trata de dos personas, no de una

           sola.

        2) El contentamiento, no la persona, de Dios estaba en Jesús. Otra vez vemos el juego de palabras

           del oponente.

        3) Si Dios (el Padre) era Jesús por “estar en él,” entonces también los cristianos somos Dios porque

           Dios está en nosotros (1 Jn 4:12).

        4) Juan 1:29-34. Al ver el Espíritu descender sobre Jesús en su bautismo, Juan el Bautista sabía

            que ése era el Hijo de Dios. El Oponente dice que Jesús no era el Hijo de Dios, sino Dios mismo.

   31. Juan 12:30. Esta voz no era para el beneficio de Jesús porque él es Dios. Era para el beneficio del

         hombre.

Refutación:

         l) Sí, la voz era para el beneficio del hombre, para probarle que Jesús es el Hijo de Dios, cosa que

            el oponente en realidad niega al afirmar que Jesús era su propio Padre.

        2) Jesús, el Hijo de Dios, dijo (versículo 28), “Padre, glorifique tu nombre.” Entonces vino la voz del

            cielo. Si Jesús mismo habló esa voz, entonces engañó a la gente, porque algunos de ellos, al oír

            la voz, entendían que vino de un ángel (es decir, del cielo). Si la voz vino de Dios, entonces se

            evidencia la presencia de dos personas, Dios el Padre en el cielo que habló, y la persona de

           Jesús en la tierra.

         3) Hemos visto que en todos los argumentos del oponente, él ignora contextos y solamente juega

            con palabras.

  32. Apoc. 1:8. Si Jesús es la segunda persona en la Deidad, ¿por qué se llama el primero y el

        postrero?

Refutación:

        1) Al decir esto Cristo, se refería a su existencia eterna. No estaba hablando de la Deidad, de

             cuántas personas hay en ella. Dios el Hijo (Jesucristo) es eterno, primero y postrero. Es una de

            las personas de la Deidad.

        2) Al argumentar así el oponente, expone lo ridículo de su defensa.

           

  33. Heb. 1:8 más Apoc. 20:11,12. Jesús está en el trono; por lo tanto, es Dios.

Refutación:

        l) Seguro que Jesús es Dios; pero "Dios" es vocablo plural; es termino general, refiriéndose a los

           tres que componen la Divinidad.

       2) No es Dios el Hijo la misma persona que Dios el Padre. El Padre juzgará al mundo por el Hijo

           (Hechos 17:31).

       3) Este pasaje, Heb. 1:1-8, declara dos personas: El Padre, y Su Hijo. Este pasaje arruina la

            proposición del oponente, porque el niega la relación de Padre e Hijo y diciendo que los dos son

           una sola persona. No puede haber tal relación (de Padre e Hijo) respecto a una sola persona.

           Tiene que haber dos.

        4) El trono de Dios (el Padre) es el trono de Dios (el Hijo), Apoc. 22:1; 22:3; 3:21. El trono es de los

            dos porque los dos son uno en proporcionar la salvación al hombre. Es por eso que el reino ahora

           (la iglesia) se llama de los dos igualmente (Lucas 8:1,10; Marcos 1:15; Juan 3:5; 18:36;

           Colosenses 1:13; Romanos 16:16;. 1 Corintios 1:2; Gálatas 1:22;. 1 Tesalonicenses 2:14).

  34. Isa. 44:8, “No hay Dios, sino yo." Dios es uno; es Jesucristo.

Refutación:

         l) Este pasaje se refiere a Jehová Dios y el contexto presenta un contraste entre él y los ídolos.

             Seguro que hay no más un Dios (Elohim, plural). ¿Quién lo niega? Pero Jehová es el nombre de

            Dios y Jesucristo es de la Deidad.

         2) El oponente halla un texto tocante a Jehová Dios, y hace aplicación como el texto fuera toda la

             enseñanza bíblica respecto a la Deidad. Esto es igual al que predicara acerca de la naturaleza

            del hombre, citando nada más los textos que se refieren a su cuerpo mortal.

  35. Isa. 45:22, "Yo soy Dios; no hay más." Dios es uno; es Jesucristo.

Refutación:

         1) Con monotonía el oponente hace esta clase de argumento falaz.

         2) Véase la refutación del argumento #34 arriba.

         3) Jesucristo es Dios, pero no es Dios el Padre, ni el Espíritu Santo.

  36. Isa. 54:16; 45:7, Dios sólo ha criado cosas. Jesús es Dios.

Refutación:

          l) Dios ha hecho todas las cosas por Jesucristo, Heb.1:1-3; Col. 1:16. Los dos, Dios el Padre, y

             Dios el Hijo, son uno en propósito, pero no en persona.

  37. Hech. l7:31. Pablo les predicó a Jesús. Por eso, es Jesús el Dios no conocido.

Refutación:

         l) Es cierto que Jesús es Dios, pero Dios es vocablo plural en número.

         2) Según el versículo 31, el Dios no conocido va a juzgar al mundo por su hijo. Son dos personas

            distintas.

  38. 1 Juan 5:8. Aunque hay tres que dan testimonio, son uno (una persona).

Refutación:

         l) Este versículo sin duda es espurio. No se halla en los manuscritos de más autoridad. La

            enseñanza bíblica referente a la Trinidad no depende de este versículo.

         2) Este pasaje no dice que los tres son una sola persona. Esto lo su-pone el Sólo Jesús.

         3) Las tres personas de la Deidad son uno en propósito y armonía.

         4) Los cristianos debemos ser uno así (Juan 17:20,21). Sí el oponente puede entender cómo

             pueden muchos cristianos (personas) ser uno, ¿por qué no puede ver que son uno las tres

             personas de la Deidad? Al Sólo Jesús le preguntamos: ¿Son todos los cristianos una persona?,

            pues son uno.

   39. Isa. 45:5 "... no hay Dios fuera de mi." Dios es uno; es Jesús.

Refutación:

         1) Este pasaje hace contraste entre el poder de Jehová y el del hombre. No hay quien sea más

             poderoso que él.

         2) Claro es que Dios es único, pero el vocablo “Dios” en hebreo es Elohim, vocablo plural en

             número. El término Dios se aplica a las tres personas, pero Jesús no es Dios el Padre.

  40. Isa. 35:4,5 más Mat. 11:4,5. Dios iba a venir y sanar. Jesús lo hizo. Por eso, Jesús es Dios.

Refutación:

         l) Estos textos no tienen nada que ver con el número de personas en la Deidad.

         2) Este pasaje es una profecía respecto a Cristo Jesús y su obra. Vi-no Dios (Jehová) en enviarnos

             a su Hijo (Juan 3:16). Aquí en la tierra, Dios el Hijo hizo milagros de sanidad, así cumpliendo la

            escritura.

41. Judas 25, "Al Dios solo sabio, nuestro Salvador ..." Jesús es Dios.

Refutación:

         l) Una versión inglesa reconocida dice: “al Dios solo nuestro Salvador, por Jesucristo nuestro Señor,

            sea gloria …” Así se expresa el texto griego según algunos manuscritos.

        2) Sea como sea, el oponente comete el error de pensar que el término "salvador" hace que sea

             Jesús Dios el Padre. La verdad es que a los dos pertenece el nombre de Salvador, porque los

            dos han obrado como uno en la obra de salvar. Son uno en propósito (Juan17:20.21).

     42. Efes. 4:4,5. "un Espíritu… un Dios." Dios es un espíritu. Hay no más un espíritu. Dios lo es. Jesús

            es Dios.

Refutación:

       l) Juan 4:24 no dice que Dios es un espíritu, sino que Dios es espíritu. Esa es su naturaleza. Es

          espíritu. El oponente, pues usa mal este texto.

      2) Un Espíritu, un Señor, un Dios, son tres, no uno.

    43. Mi oponente, que niega esta proposición, tendrá que admitir que cree en tres dioses. ¡Es

          politeísmo!

Refutación:

          l) El oponente no gana nada al acusarme así. “Dios” es plural. Hay Deidad. Sí, una Deidad, y en

             ese sentido, un Dios, pero son tres personas. Estas tres personas componen la Deidad.

    44. La Palabra Trinidad no se halla en las Escrituras. La Iglesia Católica Romana la originó y comenzó

          la práctica de bautizar en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.

Refutación:

           l) Es cierto que la palabra "Trinidad" no se halla en las Escrituras. Pero la palabra "Trinidad" no es

             parte de la proposición que estoy negando.

          2) El oponente rechaza la palabra "Trinidad" por no hallarse en las Escrituras. ¿Por qué, pues, no

              rechaza el nombre que lleva su iglesia? ¡Tampoco se halla en la Biblia! ¿En qué parte leemos de

              una iglesia llamada La Iglesia Apostólica De La Fe En Cristo Jesús? ¿Dónde en la Biblia

              aparece el nombre propio, Iglesia Pentecostal Unida?

          3) La palabra "Trinidad" expresa una enseñanza bíblica. Significa tres en uno. La Biblia menciona a

              tres personas divinas. Pero, dirá el oponente que los tres son uno. ¡Seguro¡ Son uno en

              propósito, y en obra. Pero son tres personas distintas.

           4) La Iglesia Católica Romana no escribió Mateo 28:19. El Espíritu Santo guió a Mateo, el apóstol,

               a escribirlo siglos antes de que comenzara a existir la Iglesia Católica Romana. El oponente dirá

               que los católicos afirman haber comenzado esa práctica, según sus libros históricos. ¿Cree el

              oponente toda cosa afirmada por la Iglesia Católica Ro-mana?

    45. La Biblia no dice que Dios es una persona. Dios es un espíritu.

Refutación:

          l) El oponente niega que Dios sea una persona, pero consideremos la proposición que ha firmado

            para probarla. Dice que hay no más una persona en la Deidad.

         2) Dios es espíritu. Es su naturaleza. Al mismo tiempo es persona, tiene personalidad. Habla, oye,

             obra, etcétera.

         3) Cualquier diccionario reconocido dirá que una persona es un ser, una entidad capaz de razonar,

              etcétera. El oponente interpreta mal la palabra "persona," cre-yendo que se aplica solamente a

              un ser humano de carne y hueso.

         4) La frase "la imagen de su sustancia" (griego, carácter tes jupostaseos). De la palabra griega

             carácter tenemos en español la palabra "carácter." Esta palabra griega se refería tanto al

             instrumento para estampar, sellar o marcar como a lo estampado. La palabra jupostaseos

             significa "esencia, sustancia, naturaleza interior". El Hijo, aunque distinto en persona, es uno

             con él (Juan 10:30), siendo el Hijo la perfecta representación de la esencia o sustancia del

             Padre.

 

   b) ARGUMENTOS NEGATIVOS

          1. El error del oponente:

              a) Usa mal las Escrituras. Cita textos que no tienen nada que ver con la proposición.

              b) Usa mal la palabra "manifestación" como si significara “identidad.”

              e) Ignora lo plural de Deidad.

               d) Aísla pasajes que se refieren a una persona de él Deidad y los aplica como si fuera el todo

                  sobre la cuestión.

           2. ¿Que es la cuestión discutida? ¡no es cuestión de manifestación, sino de cuantas personas

               hay en la Deidad!

           3. El oponente niega la relación entre el Padre y el Hijo, como enseñada en la Biblia (Salmos 2:7:

               Juan 1:14,18; 3:16; 20:30,31). Diciendo el oponente que Jesús era pura manifestación de Dios,

               resulta que en realidad niega que es Jesús es el hijo de Dios.

           4. Juan 1:1, El Verbo era con Dios. El libro de Juan expone tales maestros falsos como lo es el

               oponente. ¿Por qué fue escrito? Véase Juan 20:30,31. El oponente niega que Jesús el Hijo de

               Dios. La palabra con indica relación. El Verbo era Dios, y era con Dios. Esto indica pluralidad en

              la Deidad.

          5. La Deidad es plural. Hay Dios el Padre, Juan 17:1.Hay Dios el Hijo, Juan 1:1 Hay Dios el

              Espíritu Santo, Hechos 5:3.4.

          6. “Elohim, " palabra hebrea, se traduce “Dios.” ¡Es plural! En los siguientes textos se halla esta

               palabra con verbos, adjetivos y pronombres plurales: Gén. 1:26; 3:22; 11:7.

          7. 1 Cor. 8:6, "un Dios, el Padre .... un Señor Jesucristo.” Son dos personas distintas.

          8. 2 Jn 9, "tiene al Padre y al Hijo." Son dos personas distintas.

          9. 1 Cor.15:24. ¿Entregará Cristo el reino a sí mismo?

         10. Juan 17:20,21. Si por ser uno el Padre y el Hijo los dos son la misma persona, entonces todos

              los cristianos somos una sola persona, porque somos uno en el mismo sentido.

        11. Efes. 4:4,5. Hay un Espíritu, un Señor, un Padre. ¿Puede el oponente contar a tres? (Hay

               también un bautismo, pero la iglesia del oponente tiene dos bautismos: uno en agua y otro en el

               Espíritu Santo). Cuando hay tres, él oponente cuenta no más a uno. Cuando hay uno, él cuenta

              a dos.

        12. Luc. 22:29, “Yo pues os ordeno un reino, como mi Padre me lo ordenó a mí.” Hay una obvia

             distinción de personas en este pasaje.

         13. Mat. 3:15-17. El bautismo de Jesús. Aquí tenemos a Jesús siendo bautizado, al Espíritu Santo

               que descendió sobre él, y al Padre hablando desde el cielo. (El oponente dirá que Cristo estuvo

              hablando a sí mismo, que no vio a nadie, y que no habló nadie desde el cielo).

         14. Mat. 17:5 más Luc. 9:35. La transfiguración de Jesús. En esto vemos más de una persona en la

               Deidad. Según la doctrina de los Sólo Jesús (los llamados “apostólicos”), si fuera la ver-dad, el

               texto diría de esta manera: “Yo mismo soy mi Hijo amado, en quien tengo complacencia; a mí

              oíd.” ¿Engañó Jesús a sus apóstoles, dejándoles creer que hubo otra persona que estuvo

              hablando, cuando en realidad nada más proyectaba su propia voz?

        15. Mat. 26:39, “Padre mío…” ¿Tenía Cristo Padre, o estaba él engañando a la gente? Dirá el

              oponente que no tenía Padre, sino que era su propio padre.

         16. Juan 8:16-18. El testimonio de dos testigos (Cristo y el Padre). El oponente tiene que decir que

              aquí hay no más un solo testigo. Si es así, entonces en vano citó Jesús las Escrituras. El

               testimonio de dos es verdadero. Yo soy un testigo, dice Cristo, y mi Padre es otro. Uno más uno

               son dos. Este texto basta para negar eficazmente la proposición del oponente. La persona no

               puede dar un testimonio, darse vuelta y volver a dar el mismo testimonio, y luego afirmar que

               eso equivale a dos testimonios. Para confirmar un asunto se requieren dos testimonios

              independientes.

        17. No negamos que hay un Dios, en el sentido de Deidad. Pero "Dios" es un término que se aplica

             al Padre, al Hijo, y al Espíritu Santo.

        18. Juan 17:1. ¿Por que levantó Jesús los ojos al cielo? ¿Para engañar a la gente? Si el oponente

             hubiera escrito este pasaje, habría dicho: "No hay Hijo en realidad. Él y el Padre son la misma

              persona. Él estuvo hablando con sí mismo." Si fue así, al levantar los ojos al cielo dejó una falsa

             impresión con la gente.

        19. Luc. 23:46, "Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu.” Esto lo dijo Jesús, colgado en la

             cruz, en la presencia de muchos. ¿Estuvo engañando a la gente para hacerla creer que tenía un

            Padre en los cielos, cuando en realidad no era cierto, como dice el oponente?¿Habló con sí

            mismo?

        20. ¿Es Jesús su propio Padre? El oponente no tiene respuesta inteligente.

        21. Juan 14:23, "El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a el, y

              haremos con el morada." Hay pluralidad en estas expresiones, cosa que el oponente tiene que

             ignorar y negar.

       22. Los pronombres yo, tú, y él declaran la pluralidad de la Deidad. (Hebreos 1:5; Juan 16:13).

       23. Juan17:5, "Ahora pues, Padre, glorifícame tú cerca de ti mismo con aquella gloria que tuve cerca

             de ti antes que el mundo fuese." Dice el oponente que no había Cristo antes de nacer de la

             virgen María. Véase -1 Cor. 10:4.

       24. Juan17:1-11. En este pasaje se hace referencia más de cincuenta veces a dos personas

            distintas. "Salí de tí," etcétera.

       25. Juan 3:16. Dios envió a su Hijo. Mí oponente niega que haya Hijo de Dios en realidad.

       26. 1 Cor. 15:24. ¿Entregará Cristo el reino a sí mismo?

        27. Juan 15:1, "Yo soy la vid verdadera, y mi Padre es el labrador." ¿Cómo puede ser esto si Jesús

             es el Padre?

       28. Juan 14:28, "porque el Padre mayor es que yo." (Jesús aquí se refiere a su papel de siervo en

            este mundo). Son dos personas distintas.

      29. Juan 12:49, "Porque yo no he hablado de mí m1smo: mas el Padre que me envió, él me dio

             mandamiento de lo que he de decir, y de lo que he de hablar." Esto sería mentira si Jesús fuera

            el Padre.

      30. Juan 8:16, “... no soy solo, sino yo y el que me envío, el Padre." Son dos personas distintas.

      31. Juan 6:38, "Porque he descendido del cielo, no para hacer mi voluntad, más la voluntad del que

           me envió.” Son dos personas distintas.

      32. Juan 1:6 más Juan 8:42. "Fue un hombre enviado de Dios, el cual se llamaba Juan." ¿Era Juan

            Dios por haber sido enviado de Dios? ¡Por supuesto que no! Entonces, ¿por qué dice el oponente

            que Cristo era Dios, puesto que también fue enviado de Dios, Juan 8:42, "Porque yo de Dios he

           salido, y he venido; que no he venido de mí mismo, mas él que me envió.”

     33. Apoc.14:1. El Cordero (Cristo), y el Padre. Son dos personas, no una.

     34. Sal. 2:1-3. "...contra Jehová, y contra su ungido, diciendo: Rompamos sus coyundas, y echemos

          de nosotros sus cuerdas." Vemos la pluralidad de la Deidad en este texto.

     35. Fil. 2:6-11, “ ... igual a Dios ... se humilló a sí mismo ... por lo cual Dios también le ensalzó ...”

           Distinción de personas.

     36. 2 Cor. 13.13, “La gracia del Señor Jesucristo, y el amor de Dios y la participación del Espíritu

           Santo sea con vosotros todos." Son tres personas distintas.

     37. Mat.12:31,32. Blasfemar contra el Espíritu Santo no es igual que blasfemar contra el Hijo del

           hombre. No son la misma persona.

1

     38. Juan 4:34, "Mi comida es que haga la voluntad del que me envió..." Cristo y el Padre son dos

           personas distintas.

     39. Rom. 8:34 más -1 Tim. 2:5. Cristo Intercede por nosotros. Esto no podría ser, si él fuera el Padre.

     40. Heb. 9:14,24. ¿Entró Cristo en su propia presencia? Se ofreció a sí mismo a Dios. Son dos

           personas distintas.

      41. Marcos 13:32, “Empero de aquel día y de la hora, nadie sabe, ni aun los ángeles que están en el

           cielo, ni el Hijo, sino el Padre." El Hijo (Cristo) no es el Padre.

     42. Hechos 7:55. Jesús está a la diestra de Dios.

     43.1 Jn 2:23, "Cualquiera que niega al Hijo, este tal tampoco tiene al Padre. Cualquiera que confiesa

          al Hijo, tiene también él Padre." Nótese la palabra “también.” Esto indica más de una persona.

     44. Mar. 14:36. Nótense los pronombres “tú” y “yo.”

     45. Pasajes de interacción entre el Padre y Jesús al enviar y amar (Juan 14:24-26; 20:21),

           (Juan 3:35; 14:31; 15:9)

     46. Gál. 1:1, Dios el Padre levantó a Jesucristo. (El resucitó a sí mismo, Juan 10:18. En esto vemos

           la unidad en lo que el Padre hace y lo que el Hijo hace).

     47. 1 Jn 2:1, Jesucristo es abogado del cristiano para con el Padre (1 Tim. 2:5).

     48. 1 Ped. 1:2, Dios Padre, el Espíritu, y Jesucristo.

     49. 1 Jn 1:3, el Padre y su Hijo Jesucristo.

     50. Las Escrituras hablan de estar una persona Divina con otra Divina, de haber sido enviada de otra

           Divina, y de estar hablando a otra Divina. La Deidad es compuesta de tres personas divinas. Es

          absurdo atribuir tales pasajes a actividad de una sola persona.

    51. Si Dios el Padre es la misma persona que Jesucristo, el Hijo de Dios, entonces Dios el Padre sufrió

          en la cruz del calvario. Esto implica que el Padre fue crucificado.

    52. La personalidad del Espíritu Santo.

          Hace lo que hacen personas:

          a. Redarguye, Juan 16:8. b. Enseña, Juan 14:26. c. Dice, 1 Tim. 4:1.

          d. Intercede, Rom. 8:26. e. Guía, Gál. 5:18. f. Llama, Hechos.13:2.

          Es afectado como persona:

          a. Se puede enojar, Isa. 63:10. b. Se contrista, Efes. 4:30

          c. Se apaga, 1 Tes. 5:19 d. Se le miente, Hech. 5:3. e. Se le hace afrenta, Heb. 10:29.

 

CONCLUSIÓN e información adicional

 

 A. LA TORCIDA LÓGICA DEL OPONENTE:

      1. Hay tres personas en la Deidad. El oponente toma muchos textos que hablan de ser uno el Padre,

          y concluye que no hay más Biblia sobre la cuestión de la Deidad.

      2. En seguida, afirma que Jesús es Dios. ¡Seguro que es Dios! Es Dios el Hijo. Pero no es Dios el

          Padre.

      3. Luego dice que Jesús fue el Creador. Es cierto, “hagamos al hombre." La creación fue hecha por

         medio del (Heb. 1:3; Col. 1:16). El Padre y el Hijo obraron juntamente. Son uno en propósito.

     4. Afirma él que, habiendo solamente un Padre, hay nada más una persona en la Deidad. Pregunto al

         oponente: ¿Tiene usted padre? ¿Es usted padre? Si el oponente es padre, y también tiene padre

        ¿por que no puede entender que Jesús era Padre y también tiene Padre? Dios el Hijo y Dios el

        Padre no son la misma persona, pero son llamados “Padre” en sentidos especiales.

    5. Entonces afirma el oponente que los dos son uno porque el titulo de "pastor” es dado a los dos. Esto

        no se sigue necesariamente. El hecho de que tienen los dos las mismas características, y están

        descritos por los mismos términos, sencillamente demuestra que son uno en obra, en protección, en

       creación, etcétera.

   6. Además, el oponente tiene mucho que decir respecto a “manifestar." Dios fue manifestado en la

       carne (1 Tim. 3:16), pero eso no prueba que el Padre es el Hijo. La misma clase de lógica haría un

       Dios del hombre, porque está manifestado Dios en nosotros (2 Cor.4:10). ”Manifestación” no quiere

      decir identidad.

   7. Luego pasa el oponente a declarar que la plenitud de Dios habitaba en Jesucristo, concluyendo

       erróneamente que "plenitud" quiere decir "identidad." Si es así, entonces nosotros también somos

       Dios, (Efes. 3:19). Plenitud no es identidad de personas.

   8. Finalmente, habla el oponente mucho acerca de que Cristo es la imagen de Dios. Imagen no quiere

      decir identidad. El mismo hombre es hecho a la imagen de Dios. ¿Por eso es el hombre Dios?

 

B. SOBRE “JEHOVÁ” (Véanse Éxodo 6:2-7; 3:13-15)

1. Preguntas: “¿Por qué no dicen algunas versiones de la Biblia “Jehová?” “¿Por qué no se encuentra

    “Jehová” en el Nuevo Testamento?”

2. “Jehová” es el nombre personal de Dios en el Antiguo Testamento. Significa “auto existente,” o

    “eterno.” Dios es persona y esta persona tiene su nombre.

3. Las palabras hebreas en tiempos del Antiguo Testamento no tenían vocales (a, e, i, o, u), sino

    solamente consonantes. Por eso el Nombre Divino tuvo cuatro consonantes, YHWH. Estas cuatro

    letras tiene el nombre de Tetragrámaton ( = cuatro letras). No se sabe cómo los antiguos pronunciaban

    el Nombre Divino. Con los vocales agregados, el Nombre viene siendo en español “Jehová.”

4. Los judíos, debido a una tradición fuerte, no pronunciaban el Nombre Divino, no fuera que lo tomarían

    en vano (por ejemplo, Éxodo 20:7; Lev. 24:16). Por eso, leyendo ellos al llegar al nombre YHWH,

    substituyeron la palabra hebrea, “Adonai,” que significa “Señor. Para ellos el Nombre Divino era

    inefable.

5. En los casos en que aparecen las dos palabras, “Señor Jehová” (Adonai Yhwh, por ejemplo, en

    Salmos 69:6), para evitar la repetición de “Adonai Adonai” (Señor Señor), fue substituido el vocablo

    “Elohim” ( = Dios), y sale “Señor Dios.” Nuestra versión de Valera dice “Señor Jehová.”

6. La Versión Septuaginta, hecha por judíos de habla griega en Alejandría, Egipto como 250 años antes

   de Jesucristo, una traducción del hebreo al griego, siguió la tradición de los judíos referente a no

   pronunciar el Nombre Divino. Por eso la Septuaginta substituye la palabra griega “Kurios,” que significa

   “Señor,” en lugar de “Jehová.”

7. Cuando los judíos comenzaron a usar puntos para indicar vocales (El Texto Masorético, siglo décimo

    d. de J.C.) entre los consonantes hebreos, a YHWH fueron añadidos los vocales de Adonai ( = Señor),

    y de esto resultó el nombre “Jehová.”

8. Jehová es uno porque es el nombre de Dios (Elohim, plural) quien es uno. Dado que Jesús es Dios

    venido en carne, el nombre “Jehová” pertenece a él como a las otras dos personas de la Deidad

    (Dios).

9. Dado que hay una sola Naturaleza Divina, por eso hay solamente un Dios, pero esta naturaleza es

    poseída de tres personalidades: el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo (Juan 3:16; 1:1; Hechos 5:3,4;.

    2 Cor. 13:14; etcétera). “Jehová” es el nombre personal de Dios, y no solamente de Dios el Padre.

10. Al citar pasajes del Antiguo Testamento, los autores de los libros del Nuevo usaron la Septuaginta

     que, en lugar de “Jehová,” dice “Señor,” y por eso el nombre “Jehová” no aparece en el Nuevo

    Testamento.

    A veces es difícil saber a cuál persona Divina se refiere el nombre “Kurios / Señor,” si al Padre o al Hijo. “Jehová” y “Señor” no significan lo mismo. El nombre “Jehová” es derivado del verbo que significa “ser,” enfatizando la existencia eterna de Dios. “Señor” significa dueño, maestro, autoridad, propietario.

 

 

 

 

 

 

C. Pasajes en el Antiguo Testamento en que “Jehová” tiene referencia a Jesucristo

(Esto proclama la Deidad de Jesús. Jesús es Dios, por eso es Jehová)

Antiguo Testamento: Nuevo Testamento:

Isaias 8:13,14;. 1 Pedro 2:8; Isa. 40:3,4; Mateo 3:3; Marcos 1:3; Isa. 44:6 Apocalipsis 1:17,18;  2:8; 22:13) Joel 2:32 Rom. 10:13; Jer. 9:23,24;- 1 Cor. 1:31; Salmos 102:25; Hebreos 1:10

Aunque no se hace referencia a Cristo todo caso en que aparece el nombre “Jehová” en el Antiguo Testamento, frecuentemente es así. Nótense:

Salmos  2:7 (Aquí Jehová es Dios el Padre) Heb. 1:5;  Salmos 110:1 Hechos 2:34 (Porque Lucas cita la Ver. Septuaginta, se dice “Dijo el Señor a mi Señor”). David reconoció que el Mesías era su Señor.

 

D. SOBRE EL MODALISMO

El modalismo enseña que Dios tiene una sola substancia, pero que tiene diferentes modos de presentarse. Es la creencia de que el Padre celestial, el Hijo resucitado, y el Espíritu Santo son diferentes modos o manifestaciones del Dios que es una sola Persona, en lugar de tres distintas Personas Divinas en sí mismo.

Esta creencia tuvo su principio en el siglo 3 d. de J.C. en la enseñanza de Sabelio en Roma, quien enseñaba que Dios el Padre es la única persona en la Deidad. Según él, los términos “Padre” y “Espíritu Santo” describen el único Dios que habitó en Jesús.

Para esta herejía, el término “Hijo” se refiere a la encarnación, y esto significa que ¡el Hijo de Dios no es eterno! El “Logos” (el Verbo, Juan 1:1) se ve como la actividad de Dios; por eso Jesús era la actividad de Dios vestido de carne. Como el Logos, el Espíritu Santo tampoco es persona distinta, sino solamente el poder y acción de Dios en el mundo. Así que el Logos y el Espíritu Santo son términos referentes a Dios Mismo en modos específicos de actividad.

Esta doctrina demanda la conclusión de que Jesucristo no tuviera existencia antes de la encarnación. Además, sigue la conclusión de que en la cruz el espíritu divino dejó al espíritu 16

humano. Esto fuerza la conclusión de que solamente sangre humana fue derramada para el hombre pecador, y que en realidad Dios no murió por él. El que murió sería, pues, solamente hombre.

La doctrina de los Sólo Jesús sigue el modalismo en que tiene a Jesús como el único Dios que se ha manifestado en diferentes modos, ahora en el Hijo, ahora en el Padre, ahora en el Espíritu Santo. Para ellos el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo son sencillamente nombres, modos o papeles de Jesús.

La Iglesia Pentecostal Unida promueve la doctrina de que Jesús era un hombre con dos espíritus, uno divino y el otro humano. Según esta doctrina cuando en Getsemaní Jesús oró al Padre, un espíritu humano oró a un espíritu Divino, y los dos espíritus estaban en el mismo cuerpo; ¡Jesús oró a sí mismo! Ella afirma que solamente el espíritu humano (y no el divino) murió en la cruz. Siendo así el caso, se sigue que nada de sangre divina fue derramada por los pecadores. ¡Esto es pura herejía!

Los Sólo Jesús afirman que habiendo sido bautizados en el Espíritu Santo, no pueden estar equivocados respecto al modalismo. En esto vemos que son movidos más por lo que dicen sus “pastores” que lo que enseñan las Escrituras. Su doctrina hace volar a la Personalidad del Espíritu Santo (Véase Argumentos Negativos, #52 arriba).

A pesar de la doctrina del modalismo, la abundancia de pasajes respecto a la naturaleza de Dios han de ser entendidas como proponiendo unidad de propósito y obra, y no un número específico de persona.

(Fin de la primera proposición)

 

 

PARTE II. "EL BAUTISMO ES SOLAMENTE EN EL NOMBRE DEL SEÑOR JESÚS”

(Nota: Aunque el bautismo bíblico es autorizado solamente por el Señor Jesús, y no por algún ser humano, éste no el punto del Sólo Jesús al afirmar la proposición expresada arriba. Para él la proposición significa que al bautizar es imprescindible usar cierta fórmula de palabras pronunciadas. Esto es lo que niego respecto a esta proposición así expresada).

    

     a) ARGUMENTOS AFIRMATIVOS y refutaciones de éstos:

         1. Hechos 8:16, “solamente eran bautizados en el nombre de Jesús."

Refutación:

              l) Este texto (versículos 15-17) habla de dos cosas: bautismo en agua, y la recepción del Espíritu

                Santo. De estas dos, los Sólo Jesús hablan solamente de la primera. El texto no dice que

                alguien tomara a estos hombres y, levantado la mano, dijera: “Os bautizo en el nombre del

                 Señor Jesucristo solamente." ¡No lo dice! La palabra "solamente" en este texto hace distinción

                 entre el bautismo y la recepción del Espíritu Santo, no entre el nombre de Jesús y algún otro

                 nombre. El oponente, torciendo este versículo, hace que diga que fueron bautizados, no en el

                 nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo, sino que solamente en el nombre de Jesús.

                 Esto es torcer las Escrituras. Otras versiones bien dicen (conforme al texto griego): “sino que

                 solamente habían sido bautizados en el nombre de Jesús” y no que el Espíritu Santo hubiera

                descendido sobre ellos. De las dos cosas, solamente una había acontecido.

           

            2. No hay texto bíblico que diga que alguien fuera bautizado en el título de Padre, Hijo y Espíritu

                Santo.

Refutación:

             1) Es correcto. Tampoco hay texto que diga que alguien fuera bautizado en el título de Jesucristo

                 solamente.

             2) Según el Sr. Thayer, lexicógrafo famoso, “Señor” es título. No obstante, el oponente bautiza en

                 el nombre del Señor Jesucristo. El mismo usa título, aunque profesa usar nada más nombres

                al bautizar.

            

            3. Mateo 28:19 más Hech. 2:38 más Lucas 24:47. En Mat.28:19, la palabra “nombre" es

                singular. No dice el texto,”en los nombres de." Salieron los apóstoles a predicar, según

                mandados por el Señor. ¿Obedecieron bien cuando bautizaron? ¡Seguro! Bueno, ¿cómo

                bautizaban? Solamente en el nombre del Señor Jesús.

   Refutación:

                 l) Pasaje similar: Mat.18:16, “en boca de dos o tres testigos conste toda palabra." ¿Tienen tres

                    testigos literalmente una sola boca? "Boca" es singular, pero aquí quiere decir "en la boca de

                    cada uno de los dos o de los tres." En Mat. 28:19 la frase “en el nombre del Padre, y del Hijo

                   y del Espíritu Santo” significa bautizar “para entrar en comunión con quienes son los que

                   aquel nombre especifica.”

               2) El oponente cree que la eficacia del bautismo consiste en pronunciar ciertas palabras. Nótese

                   Hech. 19:13. Aquellos judíos creyeron que con nada más pronunciar ciertas palabras podrían

                   echar fuera demonios. Cometieron el mismo error que el oponente. El oponente, en realidad,

                   no bautiza en el nombre del Señor Jesucristo, aunque repite esas palabras al sumergir a uno

                  en agua, porque él no cree que Jesús sea el Hijo de Dios.

               3) El oponente cree que yo y mis hermanos afirmamos que la eficacia del bautismo consiste en

                   decir: "en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.” ¡No señor! No es cierto. Mat.

                   28:9-19 registra lo que el Señor mandó que los apóstoles hicieran. Ahora, ¿qué les dijo Cristo

                  que dijeran al bautizar a uno? Desafío al oponente que tome la Biblia y nos enseñe cuáles

                   palabras en particular, cuál fórmula de palabras, usaron los apóstoles al bautizar a la gente.

                  Todos los textos en Hechos que el oponente cita no dicen qué fue dicho, sino lo que fue

                   hecho. La eficacia del bautismo no consiste en una ceremonia de tantas y cuantas palabras.

                  No consiste en recitar una cierta serie de palabras.

             4) Bautizar en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo es la cosa que ha de ser

                   hecha. El oponente no sabe distinguir entre hacer y decir. El no hace nada en el nombre de

                   Jesucristo, porque no cree que Jesús sea el Hijo de Dios. Señor oponente, ¿qué dijo Pedro

                  cuando bautizaba en el nombre de Jesucristo? ¿Cuáles palabras exactas pronunciaba?

                  ¡Dígame! No me puede decir, porque no sabe, ni nadie sabe. No importa saber.

             5) “En el nombre de," según el diccionario THAYER, la frase griega que es traducida en español,

                 "en el nombre de," en general significa hacer algo por la autoridad o mandamiento de alguien,

                  o accionar por él, promoviendo la causa de él. Además el nombre es usado en vez de todo lo

                  que el nombre cubre. Por el bautismo uno reconoce la dignidad y autoridad de la persona en

                 cuyo nombre es bautizado.

              6) En los tres pasajes, que el oponente cita, la traducción española, “en el nombre,” representa

                  tres frase preposicionales distintas en el texto griego. Mat. 28:19; dice “eis,” Hech. 2:38 dice

                 “epi,” y Luc. 24:47 dice “en.” (Véase el estudio detallado sobre esta frase al final de estas

                 Notas).

              7) Si según el “apostólico” el nombre de Jesús es el Padre, el Hijo, el Espíritu Santo, y si hemos

                 de bautizar solamente en el nombre de Jesús, ¿por qué al bautizar no usa el “apostólico” el

                  nombre de Jesús que es el Padre, el Hijo, el Espíritu Santo? Pero al bautizar rehúsa decir, “te

                 bautizo en el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo.” Es inconsecuente.

   

        4. Hechos 4:12 más Hechos 8:16 más Hechos 10:44-48, etcétera. No hay otro nombre en el cual

           ser salvo, en el cual ser bautizado.

Refutación:

              l) Si no hay otro nombre, ¿quien ha autorizado el nombre que lleva la iglesia de la cual el

                 oponente es miembro (La Iglesia Apostólica De La Fe En Cristo Jesús)?

              2) La cuestión que ahora se debate no tiene que ver con la autoridad de quién pueda ser salvo

                  uno, ni por la autoridad de quién se deba bautizar. El oponente está afirmando que al bautizar

                  hay que usar cierta fórmula de palabras. Estos tres textos, ni otro alguno, tratan tal idea.

                 Pedro mandó en el nombre de Jesucristo que fueran bautizados. Ésa es la idea del pasaje.

                 Hacer algo en el nombre de Jesucristo es hacerlo en conexión con quién es él, el Señor y

                 Cristo (Hech. 2:36).

              3) Las frases halladas en Hechos 2:38; 8:16 y Hechos 10:48 son variables. ¡No son las

                  mismas! ¿A cuál de éstas escoge el oponente cuando bautiza? Si el contesta que usa las

                   tres, ¿las usa cada vez que bautiza? ¡NO! Entonces, que el nos diga cuál es la correcta. El

                   bautismo del oponente es pura ceremonia. No sabe cuál frase (ceremonia) usar porque ¡son

                  variables las frases halladas en Hechos! El no practica lo que predica.

         5. Col. 2:12 más Gálatas 3:27. "Sepultados juntamente con él," no con ellos. Así que el bautismo es

             en el nombre de él, no de ellos.

Refutación:

              l) La parte final de Col. 2:12 dice, "la operación de Dios que le levantó de los muertos." Aquí

                 vemos que Cristo y el Padre son dos Personas distintas.

              2) Como fue sepultado Cristo, nosotros en el bautismo somos sepultados con él. Este versículo

                  no dice que somos sepultados en su nombre solamente, sino con él. Este pasaje no habla

                  nada acerca de cuáles palabras pronunciar en voz alta al sumergir a uno en el bautismo.

              3) Gál. 3:27 no dice, “con él,” sino “para él.” (Véase el estudio detallado sobre las frases

                  preposicionales griegas al final de estas Notas).

       6. Col. 3:17, Hacer todo en el nombre del Señor Jesús. Esto incluye el bautismo.

Refutación:

               l) ¿Por qué, pues, hace tanto el oponente “en el nombre de Iglesia Apostólica De La Fe En

                  Cristo Jesús?”

               2) El oponente cree que este versículo significa andar todo el día pronunciando en voz alta el

                  nombre “Jesús,” antes de hacer o decir algo. ¿Lo hace el? Por supuesto que no.

               3) La frase, “hacedlo todo en el nombre del Señor Jesús,” significa reconocer la autoridad de

                   Cristo en todo lo que hagamos y digamos. No significa cierta serie de palabras que

                   pronunciar en voz alta antes de hacer o decir algo.

                4) Al final de Colosenses 3:17 leemos, “`dando gracias a Dios Padre por medio de él.” ¿No se

                   indican dos Personas (en la Deidad)?

     

       7. Efes. 3:14; más Hechos 4:12. El nombre del Señor Jesucristo es el único. Padre, Hijo, Espíritu

           Santo no son nombres.

   Refutación:  

            l) Efes. 3:14 no tiene que ver con alguna "formula" o "ceremonia" que deba ser usada en el acto

              de bautizar a alguien. Pero el pasaje sí se refiere a dos Personas en la Deidad, al decir “el

              Padre de nuestro Señor Jesucristo.”

         2) En cuanto a Hechos 4:12, por ser cristiano, el individuo lleva el nombre de Cristo. El cristiano

             pertenece a Cristo. Cristiano es nombre propio (Hechos 11:26). Es así porque la salvación es

              posible solamente por Jesús, el Cristo. Jesús, sí, es nombre propio (Mat. 1:21). Pero Hec. 4:11

             dice, “en el nombre de Jesucristo de Nazaret.” Ahora, ¿por qué no utilizan los Sólo Jesús el

             nombre los Solo Jesucristo de Nazaret? El vocablo “nombre” muchas veces se emplea para

              indicar cierta persona según sus cualidades o identidad, y no necesariamente para expresar el

             nombre propio que la persona tenga.

        3) Padre, Hijo, Espíritu Santo, si son nombres.

             (A) Isaías  9:6, “”se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios fuerte, Padre eterno, Príncipe

                  de paz.” Juan 17:1, “…levantando la voz al cielo, dijo: Padre …” El vocablo “Padre,” en este

                  caso, es de la voz vocativo, la que indica que se llama a una persona por nombre.

             (B) Mat. 28:19 dice, “en el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo.”

             (C) Los pasajes Hech. 5:3; 13:2; 16:6 emplean el nombre Espíritu Santo para referirse a la

                   tercera Persona de la Deidad.

         4) Pero estos textos del oponente no tienen nada que ver con el usar, o no, cierta fórmula de

             palabras antes de sumergir a la persona en el agua del bautismo.

    8. Deut. 10.8 más Hech. 2:21. Bendecimos a la gente cuando les bautizamos en el nombre de

        Jesucristo solamente, invocando el nombre del Señor sobre ellos.

Refutación:

         l) Hechos 2:21 no dice nada acerca de invocar el nombre de Jesús sobre nadie. La frase “invocar

            el nombre del Señor” en este pasaje, como en otros (Hechos 22:16; Rom. 10:13) significa

            obedecer los mandamientos de Dios que prometen la salvación. No tenemos que implorar a Dios

           que nos salve; él es quien nos ruega que seamos reconciliados con él (2 Cor. 5:20).

       2) Bendecir y bautizar no son la misma acción.

    9. ¿Como va uno a invocar el nombre del Señor sobre la persona sin decir ese nombre en voz alta?

Refutación:

        l) ¿Dónde hay pasaje bíblico que mande invocar el nombre de Je-sús sobre alguien? ¡No lo hay!

            (Hay uno que habla de cómo algunos judíos intentaron hacerlo, Hech. 19:13, y el resultado fue

            trágico).

        2) Hech. 22:16 no da cuatro mandamientos: levantarse, bautizarse, lavar (los pecados), e invocar

            (el nombre del Señor). Da dos mandamientos: bautizarse y lavar, y dos participios (levantándose

            e invocando). El primero de estos dos participios in-dica la acción que se debe tomar para poner

            en obediencia a los dos mandamientos, y el segundo participio indica lo que se hace al obedecer

            los dos mandamientos.

 

b) ARGUMENTOS NEGATIVOS:

     1. La validez de la religión del oponente, tocante al bautismo, depende de lo que sea dicho. Es como

         con el catolicismo; el sacerdote tiene que pronunciar ciertas palabras (en latín). Es una religión de

         ceremonia, de fórmulas, de ritos.

     2. Mateo 28:19 no es formula, como tampoco Hech. 8:16; etcétera. Esos textos nos dicen que hacer,

        ¡no que decir!

     3. La frase "en el nombre de," cuando esta frase preposicional en el texto griego comienza con la

         preposición “en,” significa "por la autoridad de." (Véase el estudio detallado sobre esta frase al final

         de estas Notas). No es de la autoridad de Jesucristo que sean pronunciadas fórmulas al bautizar.

     4. Esta secta Pentecostal (La Iglesia Apostólica De La Fe En Cristo Jesús) hace del Padre y del Hijo

         una sola persona con el fin de poder pronunciar una "ceremonia" sobre el individuo al bautizarle.

         Como consecuencia, niegan que Jesucristo ¡es el Hijo de Dios!

     5. No hay frase singular o distinta en Hechos que pueda servir de fórmula exacta de palabras. Hechos

         2:38 dice “en (epi) el nombre de Jesucristo,”Hechos 8:16 dice “en (eis) el nombre de Jesús,”

         Hechos 19:5 dice “en (eis) el nombre del Señor Jesús,” y Hechos 10:48 dice “en (en) el nombre

          del Señor Jesús.” Los cuatro pasajes son diferentes, no solamente en la lista exacta de palabras

          en cada caso, sino en ser de variadas frases preposicionales (las palabras entre los signos de

          paréntesis son las preposiciones griegas que aparecen en el texto original).

     6. La Constitución de esta iglesia dice que durante los últimos veintiún días de 1899 un grupo de

          ministros y otros del colegio Bethal Bible College, en la ciudad de Topeka, Kansas, convocaron un

          ayuno y pidieron en oraciones por el Espíritu Santo en medida de revelación. Durante las primeras

          horas del 1900 (el día 1 de enero), vino sobre ellos el Espíritu Santo, según esta Constitución. Éste

          es el principio de esta iglesia.

          En el año 1914 reclaman que les vino la revelación del nombre de Jesucristo. Unos miles fueron

          bautizados de nuevo, esta última vez en el nombre del Señor Jesús solamente. La doctrina de la

          Deidad Absoluta de Jesús tuvo su principio en 1914.

          Es cierto que esta nueva revelación no vino por el Espíritu Santo, sino por algún otro espíritu

          (1 Jn 4:1), porque el Espíritu Santo no negaría que Jesucristo es el Hijo de Dios para revelar una

          ceremonia bautismal. Esta doctrina es de 1914, no de la BIBLIA.

      7. En el momento de sumergir la persona en el agua del bautismo, ¡no hay que decir nada! Se puede

          repetir algún punto de énfasis en dicho momento, pero el tiempo de decir palabras a la persona

          que ha de ser sumergida en agua es ¡antes de bautizarle! Hay que enseñarle acerca de lo que el

         Señor Jesucristo manda que se haga, y acerca del pro-pósito de hacerlo. La persona tiene que

          haber confesado con su boca su fe en Jesucristo. Si esto ya ha ocurrido, en seguida no hay que

         decir nada, sino hacer (bautizarle) lo que Cristo manda.

(Fin de la segunda proposición)

 

 

 

 

 

INFORMACIÓN ADICIONAL

(A continuación presento traducido un sermón que preparé y

prediqué en inglés sobre la frase “en el nombre”)

“EN EL NOMBRE”

Introducción:

        Hay mucha confusión en el mundo religioso respecto a la frase “en el nombre” (de Jesús, o

        del Señor Jesús). Esta lección tiene el propósito de aclarar el asunto por medio de un

        examen analítico de ciertos pasajes del Nuevo Testamento.

I. LA DOCTRINA FALSA DE LOS “SÓLO JESÚS”

    A. Hay un grupo de gente pentecostal que es compuesto de unitarios; es decir, de quienes

        afirman que hay solamente una persona en la Deidad. Según ellos él es Jesús. Afirman que

        él es el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo.

        1. Los Testigos de Jehová son unitarios. Afirman que solamente el Padre es el Dios

            Todopoderoso, que Jesús es un dios inferior, y el Espíritu Santo es una fuerza o

            influencia.

        2. Los modernistas sectarios son unitarios, admitiendo que el Padre es Dios, pero que

            Jesús de Nazaret era solamente un hombre como nosotros. Niegan la Deidad de Jesús.

            B. Estos pentecostales, a veces llamados “apostólicos,” y a quienes se les llama

                comúnmente “los Sólo Jesús,” son peculiares en su doctrina acerca del “nombre de

                Jesús.” La falacia de su argumentación consiste en dos partes principales:

       1. Hacen que la frase, “en el nombre de Jesús,” sea una fórmula que ha de ser pronunciada

           siempre que alguien se bautice, o que se haga otra cosa. No entienden, o no quieren

           entender, el uso bíblico de dicha frase.

       2. Luego, para aparentar tener prueba bíblica para su doctrina falsa, tuercen entre otros

           estos dos pasajes de Escritura:

           a. Mat. 28:19. Afirman que aquí Jesús manda que uno sea bautizado solamente en el

               nombre que es único, en el nombre de Jesús. Dado que el texto dice “en el nombre

               del”…..” y no “en los nombres de…..,” afirman que ha de ser entendido que hay sola-

               mente un nombre, y que ese nombre es el del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo.

               Concluyen que tal es el nombre propio de Jesús.

           b. Hech. 2:38. Afirman que aquí Pedro dice que se bautice en el nombre de Jesús y no en

               el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo

II. LA FALACIA DE ESTOS DOS ARGUMENTOS

    A. En primer lugar, no existe ninguna fórmula exacta de ciertas palabras que haya de ser

         pronunciada después de decir, “Te bautizo.” Notaremos los muchos pasajes que tratan del

         acto de bautizar. Si en estos pasajes no hay palabras que sigan a la palabra “bautizar”,

         pondré una X. Si algo sigue, lo notaré textualmente. (Uso la versión Valera 1960).

         Marcos 16:16 X ; Hechos 2:38 en el nombre de Jesucristo ; Hechos 2:41 X ;

         Hechos 8:12,13 X  Hechos 8:16 en el nombre de Jesús ; Hechos 8:36,38 X ;

         Hechos  9:18 X Hechos 10:47 X Hechos 10:48 en el nombre del Señor Jesús ;

         Hechos 16:15 X Hechos 16:33 X Hechos 18:8 X Hechos 19:5 en el nombre del Señor

         Jesús; Hechos 22:16 X; Rom. 6:3 en Cristo Jesús, en su muerte ;- 1 Cor. 12:13 X (en un

         cuerpo) ; Gál. 3:27 en Cristo Vemos que en once de estos pasajes nada se dice en

         seguida del verbo “bautizar.”  En seis, en seguida del verbo bautizar, hay diferentes juegos

         de palabras.  ¡No hay fórmula  exacta de palabras!

    B. En segundo lugar, veremos que los dos pasajes que los Sólo Jesús citan, Mat. 28:19 y

         Hec. 2:38, no dicen lo que ellos afirman.

         1. Consideremos estas tres preposiciones diferentes:

            a. EIS = PARA, HACIA, A. Enfatiza moción hacia cierto fin.

            b. EPI = sobre. Enfatiza la base de la cosa considerada.

            c. EN = EN. Enfatiza la esfera o medio en que el caso es presentado. Es locativa.

         2. Mat. 28:19 dice, según el texto griego, “bautizándoles en (eis) el nombre del Padre, y del

             Hijo, y del Espíritu Santo;” es decir, bautizarles para que pueden entrar en la relación

             que la Deidad sostiene. Como dice Pedro en- 2 Ped. 1:4, para que “llegaseis a ser

             participantes de la naturaleza divina.”

             La preposición eis siempre indica moción hacia cierto fin. Cristo no hablaba acerca de

             qué decir, o qué fórmula en particular pronunciar, al bautizar, sino acerca de bautizar

             para lograr entrar los bautizados en comunión con la Deidad. Bien dice la versión

             American Standard, la que uso cuando predico en inglés, “into the name;” es decir,

             entrando en el nombre. En notas del margen, dicen las versiones Moderna y la de

             Besson, “para unirlos con el nombre….,” “en relación, en unión con el Padre, el Hijo…”

             El bautismo es para unir la gente con quienes son el Padre, el Hijo, y el Espíritu Santo.

             Esto es lo que en Mat. 28:19 dijo Jesús a sus apóstoles que ellos hicieran.

         3. Hech. 2:38 dice, según el texto griego: “bautícese … en (epi) el nombre de Jesucristo;”

             es decir, bautizarse en base a quién es Jesucristo. Aquellos oyentes, a quienes predicó

             Pedro aquel día de Pentecostés, habían crucificado a Jesús de Nazaret. La predicación

             les convenció de que Dios había resucitado a Cristo. Ahora, preguntaron qué hacer para

             ser salvos. En base a ser Jesús el Hijo de Dios, resucitado de los muertos, se les mandó

             arrepentirse y bautizarse. Sobre esa base habían de hacerlo. (Si Jesús no hubiera sido

             el Hijo de Dios, no habría habido base sobre la cual mandar a la gente arrepentirse y

             bautizarse.

             La preposición epi significa “en” en el sentido de “sobre.” Por ejemplo: El libro está en la

             mesa; es decir, sobre la mesa. No significa “en” en el sentido de “dentro de.” Por

             ejemplo: El libro está en el cajón.

             La preposición epi quiere decir “sobre,” y enfatiza la idea de “base.” Esos miles el día de

             Pentecostés, al arrepentirse y bautizarse, manifestaron su fe en el hecho de que el

             Jesús crucificado había sido resucitado de los muertos.

        4. Ni en Mat. 28:19 ni en Hech. 2:38 existe la idea de pronunciar el nombre propio de

            alguien. El texto griego no sostiene tal idea extraña. Los llamados “apostólicos” tuercen

            estos dos pasajes, como también otros muchos.

III. EN TODOS LOS PASAJES QUE HABLAN DE BAUTIZAR SE EMPLEA LA PREPOSICIÓN

      GRIEGA EIS, NO EN.

    A. Si todos estos pasajes son leídos, diciendo bautizar para, o a, y no bautizar en, entonces

        ellos serán correctamente entendidos. Mateo 28:19 Hechos  8:16 Hechos 19:5;

        Romanos  6:3;-1 Corintios 1:13,15 (nótese el versículo 12, que la idea es la de pertenecer

        una persona a otra).- 1 Cor. 10:2;. 1 Cor. 12:13;  Gál. 3:27

IV. LA FRASE “EN EL NOMBRE” EN SUS VARIOS SIGNIFICADOS:

    A. Según los lexicógrafos, esta frase tiene diferentes tonos de significado, dependiendo de la

         preposición griega empleada. El sentido sobresaliente es la de autoridad. Ahora

         notaremos unos seis sentidos de la frase, dando unos pasajes de ejemplo, y observando la

         preposición en particular que se emplea en el caso. Veremos que la preposición EN no se

         utiliza siempre que aparezca la frase “en el nombre.”

        1. En consideración de ser sus discípulos, Mar. 9:41 (EN) (Literalmente, “en nombre,

            porque sois de Cristo”).

        2. En representación de la autoridad de Cristo, Mat. 18:5 (EPI, sobre la base de la autoridad

            de Cristo, o porque él lo manda); Luc. 24:47 (EPI);. 1 Cor. 5:4 (EN, en conexión con

            quién es Cristo).

        3. En el poder de, Mar. 16:17 (EN); Luc. 10:17 (EN); Hech. 3:6 (EN); 4:10 (EN).

        4. Como confesión de fe en Cristo, Hech. 9:27,29 (EN)

        5. Como reconocimiento de la autoridad de él, Mat. 18:20 (EIS; es decir, reunidos para el

            propósito de hallarse dentro de la autoridad de Cristo); Juan 1:12 (EIS); 2:23 (EIS); 14:13

            (EN); 15:16 (EN); 20:31 (EN); Efes. 5:20 (EN); Col. 3:17 (EN).

        6. Como identificándose con Cristo,- 1 Ped. 4:14 (EN). Nótese que nuestra versión en este

            caso dice “por el nombre,” porque es obvio que el sentido es que el cristiano fiel es

            bendecido si sufre por la razón de que es cristiano; es decir, porque es identificado como

            siendo de Cristo.

    B. Todos estos pasajes deben ser leídos, notando con cuidado la preposición griega en cada

         caso, y dando su sentido correcto. Recuérdese que el Nuevo Testamento fue escrito

         originalmente en griego, no es español.

    C. La frase española, “en el nombre,” o “en su nombre,” no es siempre la frase más adecuada

         para representar el texto griego. Los falsos maestros frecuentemente dependen de cierta

         fraseología en la lengua moderna para establecer sus afirmaciones.

V. LA PALABRA “NOMBRE” CON OTRAS PREPOSICIONES.

    A. Aparte de las tres preposiciones (eis, para, a; epi, sobre; en, en) hay otras que en el texto

        griego aparecen con la palabra “nombre.”

    B. Tres casos:

        1. Mat. 19:29, “heneken mi nombre;” es decir, por causa de mi nombre. Esta preposición

            significa para causa de, o en beneficio de. El cristiano fiel está dispuesto a dejar

            propiedades y padres “por el nombre” de Cristo porque cree en Cristo y le va a ser fiel

            aunque le cueste gran sacrificio. Lo va a sufrir en beneficio de la causa de Cristo.

        2. Mat. 10:22, “dia mi nombre;” a causa de mi nombre. Esta preposición (con genitivo)

            significa por medio de, entre; (con acusativo) por, a causa de. Considérese la palabra

            “diámetro,” dia = por, y metro = medir. El diámetro de un círculo es la distancia medida

            de circunferencia a circunferencia pasando por el centro del círculo. En este pasaje Cristo

            dice que los apóstoles serían aborrecidos a causa de su nombre (aquí se emplea el

            acusativo); es decir, aborrecidos por todo lo que significa el nombre Cristo.

        3. Hech. 5:41, “juper mi nombre.” Esta preposición (con genitivo) significa “sobre, por;” (con

            acusativo) “sobre, más allá.” Aquí se emplea el genitivo; por eso el significado es “por.”

            Este pasaje enseña que Pedro y Juan sufrieron deshonra por, a causa de, o en lugar de,

            quién es Jesús.

VI. LA PALABRA “NOMBRE” ES USADA PARA REPRESENTAR A LA MENTE DE OYENTE (O DEL LECTOR) TODO LO LA PERSONA NOMBRADA SUGIERE O REPRE-SENTA: SU VIDA, REPUTACIÓN, RECLAMACIONES, OBRAS, IDENTIDAD, NATURA-LEZA, etcétera.

      A. Prov. 22:1, “De más estima es el buen nombre que las muchas riquezas, Y la buena fama

          más que la plata y el oro.”

          1. De todos los nombres propios, ¿cuál es el bueno? ¿Juan? ¿González? ¿María? Claro

              es que nombres propios no es el caso bajo consideración, como si uno fuera mejor que

              otro. Aquí la palabra “nombre” apunta al favor, a la fama, o a la reputación de la

              persona.

          2. Mar. 6:14, “Oyó el rey Herodes la fama de Jesús, porque su nombre se había hecho

              notorio; y dijo: Juan el Bautista ha resucitado de los muertos, y por eso actúan en él

              estos poderes.” Aquí la fama de Jesús (sus obras, enseñanzas y otras actividades) es

              indicada en la palabra “nombre.” Por supuesto el pasaje no dice que el nombre de Jesús

              iba siendo pronunciado por todo el país. Eso no tendría sentido.

VII. SENTIDOS NO BÍBLICOS DE LA FRASE “EN EL NOMBRE (DE JESÚS)”

              a. Habiendo visto cómo el Nuevo Testamento emplea la frase, ahora podemos ver

                  claramente el error de los Sólo Jesús, y otros, al usar la frase como si significara

                  sencillamente pronunciar en voz viva el nombre propio, Jesús, antes o después de

                  cierto acto. Tal idea no se adhiere a la dicha frase en medida alguna.

          1. Los Sólo Jesús emplean esta frase como una “fórmula bautismal.” Al bautizar a la

              persona, insisten en que esta frase tiene que ser pronunciada para que el acto de

              bautizar tenga validez. En ninguna manera entienden ellos el significado de esta frase

              bíblica.

          2. Los sectarios, y aun algunos hermanos míos en la fe, emplean la frase “en su nombre”

              (de Jesús, o, del Señor) en ciertas expresiones, dando evidencia de que no entienden

              bien el significado de esta frase bíblica. Por ejemplo, algún hermano dice, “En el nombre

              del Señor cantemos el número 10.” ¿Será cierto que en realidad el Señor dio orden de

              cantar el número 10? ¡Por supuesto qué no! Entonces, ¿cómo podemos hacerlo “en el

              nombre del Señor?” Es porque estamos habituados a oír tales expresiones de parte de

              sectarios que no entienden el uso bíblico de la frase.

 

VIII. CONCLUSIÓN:

   A. Reconozcamos el uso bíblico de las varias frases preposicionales en el texto con respecto a

        “bautizar” y “en su nombre.” De otra manera no tendremos una comprensión clara de lo que

        el pasaje nos está diciendo.

   B. Reconozcamos el uso bíblico de la palabra “nombre” para poder reconocer cuándo no esté

       usándose bíblicamente.

   C. Este estudio puede ayudar al alumno a evitar la confusión causada por la posición de

          los Sólo Jesús.

RELATED MEDIA
See the rest →
RELATED SERMONS
See the rest →