La Mujer Adultera

Sermon  •  
0 ratings
Notes & Transcripts

Juan 8:1-11

1. Pecado

  • Pecado es aquel poder misterioso primordial que se opone por naturaleza a Dios y a su buena voluntad para con el hombre
  • Existe un Vocabulario muy amplio para describir el pecado

2. Adulterio

  • Pecado contra La Santidad del Hogar
    • Todo Hombre esta expuesto
  • Relacion sexual
  • Castigo Segun La Ley Mosaica
  • Pecado de David, Perdonado por Dios
  • Adulterio + Codiciar

3. Escribas y Fariseos

  • Escriba Persona cuya profesión era estudiar detalladamente las → Escrituras.
  • Fariseos Secta de los judíos

(A) Le ponen delante al reo (La Mujer Adultera)

(B) Exponen a Jesús el cargo contra la mujer
(C) Presentan el precepto de la Ley que hacía al caso
(D) Le piden que de su veredicto en este caso:

  • «Tú, pues, ¿qué dices?
    • Tú,
    • Que pretendes ser un maestro enviado por el Dios tres veces santo
    • Y que enseñas nuevas leyes, supuestamente más elevadas que las existentes,
    • ¿Qué dices en este caso tan perverso y tan notorio?»

Si hubiesen hecho la pregunta con sinceridad, habría sido recomendable darles una respuesta clara.

Pero «esto decían tentándole, para tener de qué acusarle»

A) Si dejaba libre a la mujer, violaba la Ley de Moisés

  • Le censurarían como inconsecuente consigo mismo,
  • Puesto que recibía a los cobradores de impuestos y a los pecadores
    • Y no ostentaba las señales características del Mesías
    • Quien había de ser manso y traer salvación no condenación

(además, v. 18:31, con lo que podían acusarle ante el gobernador).

B) Si decía que la apedrearan, no podría decir que perdonaba pecados .

  • Le acusarían de contravenir la ley de Moisés y fomentar el pecado
  • Cosa indigna de quien profesaba la rectitud y la pureza propias de un profeta

5. Jesus Escribia en el Suelo

Cristo escribió con el dedo en tierra dos veces para recordarles las dos tablas de la ley, escritas con el dedo de Dios

6. El método que siguió Jesús para resolver este caso y escapar del lazo que le tendían

(A) Al principio se comportó como si no diera importancia al caso, haciéndose el sordo

  • Escribia en el Suelo

(B) Acosado por las repetidas preguntas de sus enemigos

  • Volvió contra ellos mismos el veredicto que formulaban contra la mujer

    a) Ellos mismos habian incurrido en el mismo pecado
    b) Les dijo:

  • El que este Libre de Pecado......

Siempre que hallemos faltas en otros

Nota. La perversidad de la lengua de estos acusadores era cien veces mayor que el pecado carnal de aquella mujer

(C) Los escribas y fariseos quedaron como fulminados por las palabras de Jesús.

  • «Acusados por su conciencia, saltan uno por uno»
  • Cuando los vencidos demandantes abandonaron el campo de batalla, «quedó solo Jesús, y la mujer que estaba en medio»

(D) Y aquí se acabó el proceso:
«Enderezándose Jesús, y no viendo a nadie sino a la mujer

Cristo no tenía pecado

  • Y por tanto, estaba en condiciones de arrojar el primero la piedra
  • Y unque nadie hay tan severo como Él contra el pecado
  • Nadie hay tan misericordioso como Él hacia el pecador, pues es «tardo para la ira, y grande en misericordia y verdad»

A continuación

  • Cristo cita a los demandantes a que sigan con su acusación:
  • «Mujer, ¿dónde están aquellos que te acusaban? ¿Ninguno te condenó?
    • Pregunta Jesús, a fin de avergonzar a los escribas y fariseos

«Ella dijo: Ninguno, Señor» (v. 11).

  • Se dirige a Jesús con todo respeto, llamándole «Señor»

Así que la prisionera es descargada con las palabras del Juez:

  • «Tampoco yo te condeno; vete y no peques ya más»

1. Que queda descargada de la pena temporal

  • El Oficio de Cristo no era el de Juez

2. Que queda descargada de la condenación eterna.

  • Porque, al decirle Cristo: «Tampoco yo te condeno»,
  • Equivalía a decirle:

«Yo te perdono»,

Puesto que:

  • «el Hijo del Hombre tiene autoridad en la tierra para perdonar pecados»

Como conocía el interior del corazón

  • Sabía que la mujer estaba arrepentida sinceramente
  • Y, por eso, le dirigió estas consoladoras palabras.
  • De cierto son consolados aquellos a quienes Jesús no condena

Jesús no le dijo a esta mujer:

  • «Vete y haz lo que quieras», sino:

 «Vete y no peques más»

RELATED MEDIA
See the rest →
Get this media plus thousands more when you start a free trial.
Get started for FREE
RELATED SERMONS
See the rest →